jueves, 21 de julio de 2011

Cómo ser sensuales


Son muchas las mujeres y también los hombres que desearían ser más sensuales, más atractivos, despertar el deseo en el sexo opuesto. Sin embargo, muchos consideran que ser sexys es una cualidad con la cual se nace, que no se aprende ni se desarrolla a lo largo de la vida. Por ende, asumen una actitud derrotista y se abandonan a su "mala suerte".

No obstante, lo cierto es que existen algunas personas que tienen de forma casi innata un sex appeal mientras otras deben desarrollarlo a lo largo de la vida. En primer lugar debe conocerse que la sensualidad no es algo que está relacionado con la belleza física sino que es una actitud, una forma de enfrentar las relaciones entre los géneros y de conducirse en las diversas actividades cotidianas. Desde esta perspectiva, todos tendríamos la posibilidad de ser más sensuales, de atraer muchísimas miradas; si tan solo cambiásemos algunos pequeños aspectos de nuestra vida:

1. Mostrarse seguros al 110%. La característica esencial de las personas sensuales es su seguridad. Tanto hombres como mujeres se muestran seguros de su sexualidad y no tienen miedo de expresarla en sus relaciones interpersonales. Es esta seguridad en sí mismos lo que atrae al sexo opuesto.

2. Utiliza el lenguaje corporal. La sensualidad es un juego de movimientos. Los brazos cerrados a la altura del pecho, la figura encorvada y la cabeza gacha no son signos de seguridad ni son sexys. Una persona sensual muestra un lenguaje corporal extrovertido, usualmente utiliza las manos para reafirmar lo que está diciendo, mantiene una postura erguida e incluso a veces desafiante y siempre mantiene la mirada.

3. Emplea la conversación como una forma para reafirmar tu atractivo. Mostrarse seguros no basta, es necesario reafirmarlo y para eso nada mejor que una conversación inteligente, despreoupada y libre de tabúes pero que no caiga en lo desagradable. Las personas percibidas como altamente sensuales usualmente tienen una conversación muy natural, suelen hacer chistes pero nunca se les va la mano y siempre están atentos a los detalles sin parecer empalagosos. Se trata de encontrar un equilibrio pero intentando que todo parezca natural.

4. No imites. Cada persona tiene su propio atractivo y usualmente cuando imita a un actor famoso solo termina haciendo el ridículo. Además, debe recordarse que lo que funciona en la televisión no siempre funciona en la vida real e incluso puede arrojar resultados muy diferentes. Lo mejor es mostrarnos de manera natural, pensar en cuál es nuestro punto fuerte y apostar por esto.

5. Creerse sexy. Finalmente, estos tips no valen de nada si la persona no cree realmente que es sensual. Pueden enumerarse cientos de consejos sobre cómo ser sensuales pero el primer presupuesto es aceptar nuestro propio cuerpo y nuestra sexualidad. Una vez que lo hallamos logrado, el resto fluirá de manera bastante natural.

Fuente: http://sexo-eros.blogspot.com/2011/07/como-ser-sensuales.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada