jueves, 25 de julio de 2013

El seguro médico en España y las enfermedades de transmisión sexual

Los datos sobre las enfermedades de transmisión sexual en España y, en sentido general en buena parte del mundo, son desalentadores. En el año 2012 un estudio realizado por el Instituto de Salud Carlos III sacó a la luz unos números alarmantes. Según este estudio, en la última década las personas afectadas por la sífilis y la gonorrea han aumentado en un 300 y un 135%, respectivamente.

Por otra parte, los índices de jóvenes que han dado positivo para el VIH también ha aumentado. De hecho, en los últimos cinco años se ha diagnosticado un 9,7% más de jóvenes con edades comprendidas entre los 13 y los 20 años.

¿Qué está pasando?

Son muchos los especialistas que trabajan directamente con el colectivo de personas afectadas que piensan que todo cambió a partir de 1996, cuando apareció la famosa terapia con tres fármacos de alta eficacia. El hecho de que exista un tratamiento bastante eficaz para detener el avance de este problema de salud ha disminuido el miedo a contraer la misma y, como resultado, las personas mantienen más relaciones sexuales sin protección.

Sin embargo, estos tratamientos son costosos y en muchísimos países no están cubiertos por la sanidad pública. En España, a raíz de la nueva reestructuración en el sistema de salud, muchas personas se han visto excluidas del mismo por lo que se aprecia una tendencia cada vez más fuerte a apostar por los seguros de salud.

En realidad, se trata de una excelente opción ya que por unas primas muy convenientes se puede disfrutar de una sanidad de primer nivel pero existen algunos detalles que debes conocer. Por ejemplo, la mayoría de los seguros médicos tienen una cláusula en la cual especifican que no cubrirán todas las enfermedades y las complicaciones que estén causadas por el SIDA. Tampoco cubren los tratamientos destinados a evitar la instauración de la enfermedad en las personas seropositivas.

¿Qué aspectos vinculados a las enfermedades de transmisión sexual quedan cubiertos?

La mayoría de los seguros de salud cubren las revisiones ginecológicas anuales donde se pueden diagnosticar algunas enfermedades de transmisión sexual así como los exámenes de sangre básicos y la orientación médica dirigida a prevenir estas patologías.

En todo caso, lo más conveniente es que antes de contratar un seguro médico te informes adecuadamente de cuáles son sus coberturas y limitaciones. Hay algunas aseguradoras, como Néctar, que ponen a tu disposición un asesor personal, una gran ventaja ya que así podrás recibir un trato personalizado y resolver verdaderamente los problemas que te preocupan. 

Fuente: http://sexo-eros.blogspot.com/2013/07/el-seguro-medico-en-espana-y-las.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada